Miércoles , 31 octubre 2018
Última Hora
Inicio » Noticias ACAPASE » Las Cortes de Aragón regularán la custodia compartida para hijos de padres separados
Las Cortes de Aragón regularán la custodia compartida para hijos de padres separados

Las Cortes de Aragón regularán la custodia compartida para hijos de padres separados

El Pleno de las Cortes de Aragón aprobó este jueves la toma en consideración de la proposición de ley del Grupo del Partido Aragonés (PAR) de igualdad en las relaciones familiares ante la ruptura de la convivencia de los padres, con la que los regionalistas pretenden que las relaciones familiares, una vez consumada la ruptura, se inspiren en la igualdad entre ambos ex-cónyuges, para lo cual se potenciará la custodia compartida. IU votó en contra de la toma en consideración y el PSOE se abstuvo, facilitando el inicio de la tramitación parlamentaria.

El portavoz del PAR en las Cortes, Javier Allué, apostó por fomentar la igualdad entre ambos ex-cónyuges. Entre las ventajas de reconfigurar las relaciones familiares una vez rota la convivencia, Allué mencionó que los hijos mantienen una relación continuada con los dos progenitores y que tanto el padre como la madre “se implican de manera decidida” en la Educación de los hijos y se fomenta la “igualdad” entre ambos ex-cónyuges. El portavoz del PAR recordó que la progresiva igualdad sociológica de la mujer obliga a reconfigurar el régimen de custodia de hijos de parejas separadas.
Tras recordar que el juez entregará la custodia a la madre en el caso de que se hayan producido malos tratos, el portavoz del PAR defendió la custodia compartida y la obligatoriedad de que ambos progenitores elaboren un “plan de relaciones familiares” para regular el régimen de convivencia.
Las ventajas de la custodia compartida ha permitido implantarla en la mayoría de países de la Unión Europea (UE) y en varios estados norteamericanos y, además, en otras comunidades autónomas, como Valencia, se están preparando iniciativas similares. Allué recordó que, en la actualidad, en el 85 por ciento de los casos se entrega la custodia únicamente a la madre, en el caso del padre sólo alcanza al cinco por ciento y en el 10 por ciento restante hay custodia compartida. Javier Allué dijo que la custodia compartida “es progresista”, promueve la igualdad entre ambos sexos, responde al deseo de mayor implicación de los padres en el desarrollo familiar.
La socialista Mayte Pérez destacó que el 64 por ciento de las separaciones son de mutuo acuerdo. También indicó que la mayoría de los progenitores varones no suelen solicitar la custodia, que se otorga a quien ha demostrado mayor implicación en la educación de los hijos y que no hay relaciones de igualdad en las relaciones familiares.
Pérez dijo que la legislación actual permite que la custodia compartida se configure como una posibilidad a través de un acuerdo voluntario entre los progenitores y sólo la impondrá el juez cuando lo considere conveniente para los hijos menores de edad. La parlamentaria del PSOE recordó que esta regulación legal se introdujo en el Código Civil por iniciativa del Gobierno central de José Luis Rodríguez Zapatero en 2005.
Mayte Pérez apostó por fomentar la responsabilidad de los padres varones en la educación y crianza de los hijos. “Compartimos” la propuesta del PAR de fomentar la custodia compartida de los hijos para fomentar la responsabilidad de los padres menores, pero no que sea “norma general”, ni tampoco convertir la custodia individual como excepcional. Los socialistas opinan que la custodia compartida debe provenir de la voluntariedad. “Muchos son los interrogantes y las dudas”, proclamó Mayte Pérez, quien apostó por mejorar la iniciativa legislativa.
En el turno en contra, el diputado de IU, Adolfo Barrena, opinó que “no estamos en el momento adecuado” para regular de esta manera la custodia compartida y señaló que es precisa la participación de colectivos afectados, como padres, madres, jueces, fiscales y “de toda la sociedad”, a lo que añadió que es verdad que se decide que lo mejor para el menor es la custodia compartida, “se sitúa en los ámbitos de la igualdad” y matizó que “lo que nos debe preocupar es la situación del menor”, pero “no es cierto que haya una igualdad entre hombre y mujer” porque “la mujer está discriminada”, de tal manera que “mal se puede plantear un tema basándose en la igualdad” cuando, en su opinión, no la hay.
El portavoz de CHA, Chesús Bernal, se pronunció a favor por cuanto la Comunidad Autónoma tiene derecho a regular las rupturas familiares y porque es una oportunidad de desarrollar el Derecho Civil Foral Aragonés, mientras que la diputada del PP, Yolanda Vallés, defendió, asimismo, el Derecho Foral aragonés. Vallés se preguntó si hubiese sido más adecuado reformar el Derecho de la persona y la familia del Derecho Civil aragonés. La parlamentaria del PP apoyó la “igualdad” entre ambos cónyuges en las separaciones matrimoniales.
INICIATIVA .- La propuesta del PAR pretende fomentar la “participación compartida e igualitaria” del padre y la madre en la crianza de los hijos menores de edad y la educación de los mismos. Según esta proposición de ley, en las rupturas familiares los hijos menores de edad tendrán derecho a un “contacto directo” con ambos progenitores de forma regular y ambos podrán tomar decisiones que afecten a los intereses de los menores. Los padres tienen derecho a la igualdad en sus relaciones familiares.
Los progenitores podrán firmar un “pacto de relaciones familiares” fijando los términos de sus nuevas relaciones familiares y, en concreto, deberá recoger el régimen de convivencia o visitas de ambos cónyuges, el destino de la vivienda y el ajuar familiar, los gastos de los hijos, la liquidación del régimen económico matrimonial, la asignación familiar compensatoria. Este pacto de relaciones familiares se podrá anular. En el caso de que no haya acuerdo entre los padres el juez decidirá.
Inicialmente, la custodia corresponderá a ambos padres “de forma compartida” y se regulará en función de la edad de los hijos menores de edad, el arraigo social y familiar de los hijos, las posibilidades de conciliación de la vida familiar y laboral de los progenitores y cualquier otra circunstancia de especial relevancia. En el caso de que se hayan producido malos tratos, el juez podrá conceder la custodia individual a cualquiera de los dos progenitores.

La antigua vivienda familiar será ocupada por el progenitor más necesitado, salvo cuando se determine que la custodia sea individual. Ambos padres contribuirán proporcionalmente a satisfacer los gastos de los hijos. La pensión o asignación compensatoria para el cónyuge que salga peor parado económicamente de la ruptura se calculará en función de los recursos económicos de ambos ex-cónyuges, la edad de los hijos, la atribución del uso de la vivienda familiar y las funciones familiares que ambos desempeñen.

Asociación Catalana de Padres Separados

Acerca de Editor

Administradores de la web de l'Associació Catalana de Pares Separats. ACAPASE

Deja un Comentario